Apadrina el Órgano

Proyecto

Actualmente, el órgano de La Mercè sigue inacabado y ha acusado el paso de los años, por lo que se ha optado por llevar a cabo una renovación completa, manteniendo en parte la apariencia externa del instrumento. El resultado será un gran órgano con tres manuales y pedalero, 43 registros y conformado por unos 3.000 tubos.
 
Una vez más, se ha buscado la colaboración de uno de los organeros más prestigiosos de Europa en este momento, el maestro Gerhard Grenzing. Establecido en el Papiol desde hace décadas y autor de algunos de los últimos grandes órganos que se han inaugurado en Europa. Los trabajos de construcción ya han comenzado, y está previsto que finalicen en verano de 2018.

Estética sonora

 
El taller Grenzing ha planteado un instrumento que guardará una estrecha relación con la trayectoria histórica en Cataluña desde el siglo XIV hasta principios del S. XX. La tendencia actual en la construcción de órganos de categoría es incorporar los logros y mejoras técnicos y estéticos de siglos anteriores con un diseño y materiales actualizados.
El proyecto para la construcción del Órgano de la Basílica de la Virgen de la Mercè contempla la recuperación de una tradición ancestral en Cataluña para obtener un instrumento apto para el culto, las funciones litúrgicas solemnes y también para celebrar conciertos de alto nivel. Grenzing considera que un órgano debe ser ampliamente versátil en el sentido estilístico y a la vez debe tener su propia personalidad: el órgano como obra de arte debe ser una unidad y todos los detalles y elementos son significativos, desde la filosofía de su misión y entorno hasta sus mecanismos, alimentación de viento y sobre todo los cálculos, la elaboración artesana, la armonización y la voz de sus tubos.

La fachada

 
La propuesta contempla realizar actuaciones que respetando la configuración del mueble aporten mejoras estéticas y musicales. Esencialmente se cambiarán por tubos cantantes las actuales celosías. El tubo más grande de la fachada es un G# del Flautado 16 ', esto quiere decir que estamos hablando de un órgano que podríamos catalogar dentro del grupo de los grandes instrumentos, ya que las medidas de los órganos las determinan el tubos más grandes de la fachada. Aquí dan un aspecto impactante y majestuoso que enriquecen la estética que será a la vez correspondida por su sonido. También proponen realizar pequeñas mejoras en la estética de la cadireta, esencialmente para rearmar las torres redondas. Una ligera modificación que facilitará también la visualización del rosetón desde el centro del templo.

Trabajos de construcción

 
La Hermandad de La Mercè aprobó comenzó a estudiar el proyecto en junio de 2015. Los trabajos de construcción del nuevo órgano comenzaron en octubre de 2016, una vez asegurada la mayor parte de la financiación. Se prevé que el nuevo órgano esté listo en 2018, coincidiendo con el octavo centenario de la aparición de la Virgen de la Mercè a San Pedro Nolasco, momento fundacional de la orden mercedaria que hoy se extiende por todo el mundo. Así, la Patrona de Barcelona podrá lucir el nuevo instrumento para La Mercè del año próximo.
 
En paralelo a la construcción artesanal de los tubos y demás mecanismos, que se lleva a cabo en el taller Grenzing de El Papiol, se procederá al desmontaje del órgano actual. Se está contactando con posibles interesados ​​en adquirirlo para ubicarlo en algún otro lugar. Posteriormente, se llevarán a cabo las mejoras en la fachada. El órgano sonará por primera vez montado el taller Grenzing, donde se comprobará el correcto funcionamiento. Por último, será nuevamente desmontado y llevado a su emplazamiento definitivo. Todo el proceso habrá durado prácticamente dos años.
 
Basílica de la Mercè

Telèfon: 933 190 190
organo@basilicadelamerce.com
Pl. de la Mercè, 1, Barcelona
 
Newsletter
 
Suscríbete
 
Follow us

     
Apadrina el Órgano